En pos de mejorar la experiencia del usuario móvil, Google ha decidido advertir a los usuarios de que la página en la que están a punto de entrar no cumple con los requisitos mínimos para mostrarse adecuadamente en su dispositivo

Los de Mountain View acaban de anunciar que, en lo sucesivo, Google advertirá en sus resultados de búsqueda a través de estos dispositivos cuando una página de destino no está debidamente optimizada. Para ello, en sus resultados para los dispositivos móviles mostrará un mensaje junto a aquellos sites, que dirijan a una página no adaptada para los dispositivos inteligentes.

En principio, Google no tiene pensado denegar el acceso a dicho enlace, sino que ha habilitado la opción “Probar de todos modos”, a través de la cual el usuario será dirigido a la home de la página de su interés.

Asimismo, Google advertirá a los desarrolladores de esta situación, notificándoles a través de Google Webmaster Tools cada vez que uno de sus usuarios móviles haya sido reconducido hacía la página principal.

Se trata de una medida de aplicación instantánea, aunque paulatina, que ya es posible apreciar en Estados Unidos, para las búsquedas en inglés.

La optimización móvil es condición indispensable hoy en día para garantizar una experiencia de usuario y fomentar la conversión. Los datos de Harris Interactive mostraban en abril que, ante una mala experiencia móvil, el 16% de los clientes se mostro dispuesto a recurrir a la competencia, así como que el 13% optaría por abandonar la página para no volver.

Por suerte, son cada vez más las empresas que se preocupan, por mejorar la usabilidad y adaptabilidad de su página para los dispositivos inteligentes. Los datos de Econsultancy indican que en apenas un año, la tasa de sitios optimizados para móvil casi se ha duplicado, pasando del 18% en 2012 al 30% el pasado año. Como resultado de estos esfuerzos, apenas el 5% de los consumidores calificaría la experiencia de estos sites como muy pobre, aunque, todo sea dicho, apenas un 6% consideraría que es excelente.